El intendente Olivera respondió hoy a la solicitud cursada por los concejales de la oposición, en la que requieren reformas y embellecimiento del baño del cementerio de nuestro distrito.

“Conocemos la problemática específica y sabemos que los baños del cementerio están clausurados”, expresó Héctor Olivera. “Pero lamento informarles a los señores concejales que existen prioridades en lo que se refiere al cementerio. Seguimos con la construcción de nuevos nichos, con la limpieza y el control de plagas, además del mantenimiento general”, especificó el jefe comunal.

Héctor Olivera también puso de manifiesto una situación que los concejales de Cambiemos conocen muy bien, pero prefieren ignorar: la falta de recursos disponibles para la realización de obras que no constan del presupuesto anual. “Conocemos bien la necesidad que nos marcan en su comunicado, pero la realidad es que los recursos no abundan”, precisó. “Por la caída en la coparticipación de los municipios y los tarifazos eléctricos que nos están ahogando con la cuestión del alumbrado público, debemos hoy priorizar aquello que es indispensable para el bienestar de nuestro pueblo, optimizando los recursos”.

Olivera también marcó la contradicción en el discurso de los concejales opositores en lo que se refiere a temas presupuestarios: “Al pertenecer a la misma fuerza política que nos está ahogando económicamente, los concejales de Cambiemos deberían comprender que estas dificultades derivan directamente de ese ahogamiento que nos imponen los gobiernos nacional y provincial, del que ellos mismos son parte”.

“Celebro, no obstante, el hecho de que estos concejales hayan evolucionado en todo lo que tiene que ver con las cuestiones institucionales”, agregó Olivera. “A partir de las indicaciones que les dimos, han aprendido a cursar sus comunicaciones por las vías adecuadas y eso es remarcable. Es un avance que hayan aprendido a comunicarse según las normas institucionales de la democracia y lo celebro, lo recibo con mucha alegría”, concluyó el intendente Municipal.

La solicitud cursada por los concejales de la derecha neoliberal, requiriendo mejoras en las instalaciones del cementerio municipal.